domingo, 14 julio 2024

Información y noticias de la provincia de Valencia

Alumnos de la UCV atenderán a niños, ancianos, jóvenes internos en Picassent y embarazadas en riesgo de exclusión social este verano

Estudiantes de la UCV se desplazarán también para realizar un voluntariado intensivo en Fátima (Portugal)

Un centenar de estudiantes de la Escuela de Voluntariado de la Universidad Católica de Valencia (UCV), perteneciente al Vicerrectorado de Estudiantes y Vida Universitaria, realizarán este verano distintas acciones solidarias con jóvenes internos en el centro penitenciario de Picassent y ancianos que viven en residencias para la tercera edad; así como con niños y embarazadas en riesgo de exclusión social.

Verano Divertido’, el primero de estos proyectos de acción social, está dedicado a niños de entre 6 y 15 años y se realizará en colaboración con la parroquia Casa de María de Valencia. Otro de los proyectos, ‘Por Mamá’, tiene como objetivo apoyar a mujeres embarazadas en riesgo de exclusión social, en colaboración con la asociación Provida Valencia.

En la iniciativa ‘Ocio Inclusivo’, desarrollada junto a la Asociación Alter, los estudiantes de la UCV realizarán actividades con personas con diversidad funcional. El cuarto proyecto se llama ‘Campamento Libertad’ y consta de talleres formativos, dinámicas, actividades deportivas y lúdicas dirigidas principalmente a jóvenes del centro penitenciario de Picassent. Este voluntariado se realiza junto con Pastoral Penitenciaria del Arzobispado de Valencia (SEPVAL).

Otro de los voluntariados programados tiene como finalidad acompañar a personas mayores a través de conexiones online. En este caso, la colaboración es con las residencias LARES y lleva por nombre ‘Tertulias en la red’. Por su parte, ‘Idinea Alzira’, con la asociación La Nostra Veu, es un programa de verano en el que los voluntarios llevan a cabo actividades con menores con autismo de 3 a 12 años.

Asimismo, la UCV llevará a cabo un voluntariado internacional intensivo en la ciudad portuguesa de Fátima. En el mismo, se atenderá a mayores y a personas con discapacidad. Como culmen de esta aventura en el extranjero, los estudiantes visitarán el Santuario de Nuestra Señora de Fátima.

El compromiso social y la formación integral, “pilares fundamentales” del proyecto educativo de la UCV

El programa ‘Verano Solidario’ al que pertenecen estas actividades ha sido presentado en la tradicional jornada de formación que imparte la Escuela de Voluntariado al final del curso académico. Ha inaugurado el encuentro la vicerrectora Lucía Alonso, que ha destacado “el espíritu de solidaridad, la dedicación y la entrega” de cada uno de los voluntarios y ha puesto en valor el trabajo que, “desde hace muchos años, lleva realizando nuestra Escuela en colaboración con tantas entidades que confían en la Universidad y en nuestros alumnos”.

Alonso ha subrayado que “el compromiso social y la formación integral de los estudiantes son pilares fundamentales” del proyecto educativo de la UCV: “Estamos convencidos de que, en la formación de los alumnos, es tan importante el saber como el hacer. En ese sentido, la Escuela de Voluntariado es el escenario perfecto. A través de la participación directa en sus actividades nuestros jóvenes pueden desarrollar una serie de habilidades y valores fundamentalmente humanos”.

Vicente Esplugues: “Sólo en la atención a los demás nos construimos como personas”

La sesión ha incluido con la conferencia del profesor de Teología Pastoral Vicente Esplugues, misionero valenciano del Verbum Dei en Camerún y Venezuela, que ha ofrecido un análisis del estado de la cultura actual en lo respectivo a la “pérdida del tejido social y humano que ha sostenido a la sociedad durante mucho tiempo”.

“En la pandemia se puso en evidencia que la humanidad tiene un destino común, pero, después, no hemos salido mejores, sino que estamos atomizando cada vez más nuestras vidas y siendo cada vez más egoístas”, ha lamentado. En este punto, Esplugues ha valorado la “cultura del voluntariado” y ha subrayado que “lo colectivo, lo comunitario, nos define como personas; sólo en la atención a los demás nos construimos como personas”.

Esplugues, amante del heavy metal y muy activo en los medios de comunicación y en las redes sociales, también se ha referido a la globalización, “que trae consigo cosas negativas, pero también positivas:  la gente cada vez viaja más y tiene la posibilidad de comunicarse más fácilmente. De la misma forma que se vuelven virales las cosas malas, también lo pueden hacer las buenas. Hay esperanza porque hay gente que está descubriendo que es un milagro poder abrirse a los demás y eso para mí es como una semilla que puede germinar en una conciencia colectiva de ayudarnos todos”.

Últimas noticias

Contenido relacionado