domingo, 14 abril 2024

Información y noticias de la provincia de Valencia

Fiscalía pide 2 años y 6 meses de prisión para Rubiales por el beso y las presuntas coacciones a Jenni Hermoso

El expresidente de la RFEF está acusado de agresión sexual por lo sucedido tras la final del Mundial femenino

La Fiscalía de la Audiencia Nacional (AN) pide condenar a 2 años y 6 meses de prisión al expresidente de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) Luis Rubiales por el beso no consentido y las presuntas coacciones posteriores a la jugadora de la Selección femenina Jennifer Hermoso.

En su escrito de acusación Ministerio Público solicita imponer a Rubiales 1 año de prisión por un delito de agresión sexual así como 1 año y 6 meses por un delito de coacciones en concepto de autor.

Fiscalía, además, también pide a la Audiencia Nacional que condene a 1 año y 6 meses de prisión por un delito de coacciones al actual director de la Selección española, Albert Luque, al exseleccionador femenino Jorge Vilda, y al responsable de Marketing de la Federación, Rubén Rivera.

Además, también solicita una indemnización de 50.000 euros a Luis Rubiales y otros 50.000 a repartir entre el propio expresidente de la RFEF, Jorge Vilda (exseleccionador nacional femenino), Rubén Rivera (exdirector de marketing de la Federación) y Albert Luque (actual director deportivo del organismo federativo). 

El Ministerio Fiscal empieza su relato fijando el día y el lugar en el cual sucedieron los hechos: el 20 de agosto de 2023 en Sidney, en concreto en el Estado de Nueva Gales del Sur.

“Con ocasión de la entrega de medallas a las jugadoras de la Selección española femenina de fútbol después de su victoria en la final del Mundial, y en el momento en que la jugadora recibía el saludo protocolario y la felicitación del acusado Luis Rubiales, presidente de la RFEF, este sujetó el jefe de la jugadora con ambas manos, y de manera sorprendente y sin consentimiento ni aceptación de la jugadora, le propinó un beso en los labios“, apunta.

La Fiscalía asegura que Hermoso sufrió “una situación de hostigamiento que le impidió desarrollar su vida en paz, tranquilidad y libremente“.

“En este primer momento Rubiales ya instó a la jugadora para que llevara a cabo una declaración pública sobre la aceptación por su parte del beso recibido, con la cual ella no estaba de acuerdo y que no tenía obligación alguna de hacer”, explica la Fiscalía.

Ya en el vuelo de retorno de Australia en España, con escala a Doha, Rubiales se habría dirigido de nuevo a la jugadora “para que accediera a hacer una manifestación pública conjunta de los dos cuando llegaron a esta escala, afirmando que el beso había sido consentido, al que la jugadora se negó un golpe más, expresando su atracón y malestar al acusado por las presiones ejercidas por este”.

El Ministerio Público concluye señalando que “la situación de hostigamiento de los acusados hacia Hermoso cesó cuando Rubiales fue suspendido provisionalmente por la FIFA el 26 de agosto del 2023“.

Últimas noticias

Contenido relacionado