jueves, 13 junio 2024

Información y noticias de la provincia de Valencia

Ford inicia este martes las consultas para un nuevo ERE en la fábrica de Almussafes

Se trata del segundo expediente en poco más de un año en la fábrica valenciana, ya que en abril de 2023 Ford acordó con el Comité de Empresa un ERE que afectó a 1.124 trabajadores

La dirección de la fábrica de Ford en Almussafes ha convocado para este martes a las 11 horas la primera reunión de la Comisión Consultiva para negociar un nuevo Expediente de Regulación de Empleo (ERE) en la factoría.

Se trata del segundo expediente en poco más de un año en la fábrica valenciana, ya que en abril de 2023 Ford acordó con el Comité de Empresa un ERE que afectó a 1.124 trabajadores.

El nuevo periodo de consultas se abre después de que la dirección de Ford Europa anunciara el lanzamiento de un nuevo vehículo multienergía a mediados del año 2027 y que se producirá en la fábrica valenciana. Se trata de un vehículo global cuya producción anual alcanzará las 300.000 unidades.

La dirección de Ford aseguró hace dos semanas que la intención de negociar este ERE no cambia el objetivo de la compañía de fabricar este modelo. Cabe recordar que en estos momentos Almussafes solo produce el Ford Kuga, tras el cese de fabricación de la furgoneta Transit este 17 de abril, y desde la planta valenciana buscan una carga de trabajo que garantice su futuro.

UGT –mayoritario en la fábrica– apuntó que, para “acometer la larga travesía hasta que llegue el nuevo vehículo a las líneas de producción“, “hay que reflejar diferentes cuestiones negro sobre blanco“. Una de ellas es el volumen de empleo que se requerirá y en cuánto se cifra el excedente definitivo de personal, si es que lo hay.

La fábrica valenciana ya tiene en vigor en estos momentos un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) hasta el 20 de junio que durante varios días afectará a más de 2.000 trabajadores. Almussafes lleva varios años encadenando este tipo de expedientes, primero por la inestabilidad de suministros y después por cuestiones como la reducción de ventas.

Todo ello se produce a pesar de que la planta de Almussafes, en 2022, fuera la elegida para fabricar los vehículos eléctricos de Ford en Europa, unas inversiones que la compañía finalmente ha aplazado, pero que se plasmó en un acuerdo de electrificación que debía asegurar la carga de trabajo en los próximos años en Almussafes y que implicaba en el convenio de la empresa medidas salariales y de flexibilidad condicionadas a la electrificación.

UGT subrayó hace dos semanas que el Acuerdo por la Electrificación “sigue siendo la herramienta fundamental por la que la dirección mundial de Ford ha reafirmado su apuesta por Valencia”. “De aquí en adelante la Comisión del Observatorio para la Electrificación deberá cobrar protagonismo para analizar la situación socioeconómica, así como qué medidas de flexibilidad son necesarias, o no, en cada momento“, resalta esta fuente.

Últimas noticias

Contenido relacionado