jueves, 20 junio 2024

Información y noticias de la provincia de Valencia

La Diputación reclama con el apoyo de PP y Vox restituir y dar continuidad al Premio Nacional de Tauromaquia

Mompó anuncia un aumento de presupuesto para la Unidad de ‘Normalització lingüística’, que pasará a llamarse de ‘Foment i ús del valencià’

La Diputación de Valencia ha acordado este martes, en el pleno ordinario de mayo y con el voto de PP –en el gobierno– y Vox –en la oposición–, reclamar que se restituya el Premio Nacional de Tauromaquia otorgado por el Ministerio de Cultura.

El debate y votación de esta cuestión, que ha llegado al pleno a través de una moción del PP y otra de Vox, ha provocado la división del equipo de gobierno que integran ‘populares’ y Ens Uneix, dado que esta última formación ha mostrado su rechazo a la iniciativa. La diputada de este grupo y vicepresidenta primera de la corporación provincial, Natàlia Enguix, se ha unido, al votras las dos mociones, al no de la parte de la oposición que representan Compromís y PSPV-PSOE.

Esta circunstancia y la ausencia del diputado socialista y alcalde de Cullera, Jordi Mayor, que estaba conectado al pleno y ha tenido que desconectarse según fuentes de su formación por un viaje, ha hecho que se produjera un empate en la votación y que el presidente, Vicent Mompó, del PP, haya tenido que usar su voto de calidad.

De este modo, se ha roto el equilibro alcanzado en las dos votaciones hechas sobre las mociones de PP y Vox en defensa de la tauromaquia y del Premio Nacional de este sector, entre los 15 votos a favor del PP y Vox y los 15 de los otros grupos –1 de Ens Uneix, 11 de los 12 del PSPV-PSOE y 3 de Compromís–.

La propuesta del PP planteaba, además de “restituir el Premio Nacional de Tauromaquia otorgado por el Ministerio de Cultura” y como se ha aprobado, “modificar la Ley 18/2013, de 12 de noviembre, para la regulación de la tauromaquia como patrimonio cultural para incluir en ella” es galardón “y asegurar su continuidad en el tiempo”.

Igualmente, se ha acordado, como también pedían los ‘populares’, instar al ministro de Cultura, Ernest Urtasun, “a que cambie de opinión” respecto a “sus ataques injustificados a la industria de la tauromaquia, en su doble vertiente cultural y económica”.

El PP planteaba inicialmente, “reprobar” al ministro por esos “ataques”. No obstante, ante las precisiones hechas durante el debates desde Compromís respecto a esa reprobación, para saber si la Diputación puede reprobar a un ministro, y tras la intervención del secretario de la Diputación, Vicente Boquera, para aclarar esas cuestions, los ‘populares’ han decidido cambiar “reprobar” por “instar al ministro a que cambie de opinión”.

Así lo ha precisado la diputada del PP y alcaldesa de Puçol, Paz Carceller, que ha presentado y defendido la moción de este grupo.

Vicente Boquera ha señalado que “reprobar a un ministro” es “una actuación propia de los parlamentos”, como el Congreso y el Senado. “Esa es una figura que, como otras muchas, se está copiando en el mundo local” aunque “es impropia de la administración local, como hablar de legislatura o de enmiendas a la totalidad”, ha apuntado el secretario.

Igualmente, ha comentado que reprobar “es una declaración política” que “no tiene consecuencias jurídicas de ningún tipo” y ha dicho que si la Diputación reprobaba no era “un acto ilegal” sino “una cuestión meramente política”, a la vez que ha agregado que es mejor que se ajuste a “intereses propios de la provincia y no de fuera“.

“VALOR PATRIMONIAL Y CULTURAL”

La moción de Vox pedía, como se ha acordado también, que la Diputación de Valencia “reconozca el valor patrimonial y cultural de la tauromaquia, así como su arraigo en el ámbito de nuestra sociedad y conjunto de tradiciones populares” y “como elemento dinamizador de la economía de numerosas regiones españolas”.

Además, solicitaba que esta corporación provincial “muestre su rechazo a la decisión del ministro de Cultura” que afecta a “la supresión del Premio Nacional de Tauromaquia, así como por el inicio de los anunciados trámites para proceder a su anulación definiva”.

El acuerdo recoge también, a propuesta de Vox, que la institución “inste al Gobierno de España a fin de que se proceda a la restitución del antedicho galardón, realizándose las modificaciones legislativas que resulten necesarias con la finalidad de salvaguardar el Premio Nacional de Tauromaquia” y “su pervivencia en el tiempo”.

A esto se suma el desarrollo desde la Diputación de “aquellas políticas que tengan por finalidad garantizar la conservación y promoción de la tauromaquia” y de “cualquier otra acción destinada a tutelar el derecho de todos los ciudadanos a su conocimiento, acceso y libre ejercicio en sus diferentes manifestaciones”.

Durante el debate de las mociones, Carceller ha lamentado el “desconocimiento” de Urtasun “de lo que se significa la tauromaquia”, una “industria que cohesiona y vertebra el territorio español”. “La fiesta nacional es la primera actividad cultural de este país”, ha añadido, al tiempo que ha expuesto que “los toros aportan mucho más dinero que otras actividades culturales –ha dicho que cinco veces más IVA que el cine español a pesar de las subvenciones que este recibe–“.

Tenemos la obligación moral y ética de defender los toros y tenemos razones y argumentos de peso para justificar con orgullo nuestras tradiciones, no sólo por ser cultura y patrimonio de todos los españoles sino también jurídicamente hablando. La cultura de un pueblo va más allá de la voluntad de los mandatarios de turno”, ha añadido la diputada.

Desde Vox, Sergio Pastor ha señalado que “la tauromaquia forma parte del patriminio histórico y cultural común de todos los españoles, dejando claro que hay que protegerla“, a la vez que ha rechazado el “sectarismo de izquierdas de Urtasun“.

“LA REALIDAD DE LOS TIEMPOS”

El diputado de Compromís Pau Andrés ha asegurado que los espectadores de los toros han caído. “Estamos ante una cuestión ética en la que decidimos colectivamente si queremos promover una sociedad en la que el entendimiento esté basado en actividades violentas o en la cultura y la creación artística libre“, ha manifestado, además de decir que “reconocer la tauromaquia va en contra de la realidad de los tiempos”.

Por parte del PSPV-PSOE, Vicent Marcarell ha rechazado que se plantee “reprobar” a un ministro y ha dicho que la Diputación tiene otras faenas teniendo en cuenta “la cantidad de problemas” que hay en los municipios. “El grupo socialista no va a participar de una estrategia” en “plena campaña electoral” que “usa los toros como defensa electoralista” y para “atacar al Gobierno”.

‘Normalització lingüística’ se llamará ‘Foment i ús del valencià’

Por otra parte, el presidente de la Diputación, Vicent Mompó, ha anunciado un aumento del presupuesto para la Unidad de ‘Normalització lingüística’, el incremento será de entre un 5% y un 10%, y su cambio de nombre, pasará a llamarse ‘Foment i ús del valencià’.

Vamos a proteger e impulsar el valenciano, posiblemente más que se ha hecho nunca en la Diputación de València y vamos a hacerlo, no solo con palabras, sino también con hechos; cuidamos la lengua, la estimamos y tenemos que dar la oportunidad de conocerla a todo el mundo”, ha asegurado Mompó, quien ha recordado también que “estamos en una comunidad bilingüe y hay que tener claro que quien habla castellano no es menos valenciano”.

Últimas noticias

Contenido relacionado