domingo, 23 junio 2024

Información y noticias de la provincia de Valencia

València inyecta 39 millones a la EMT del remanente municipal

Esta cantidad conseguirá 'reequilibrar' la deuda de la entidad que asciende a 120 millones y evitar que entré en 'situación de disolución'

El Ayuntamiento de València destinará 39 millones de euros del remanente del presupuesto municipal a salvar las cuentas y los números rojos de la Empresa Metropolitana de Transporte (EMT) que acumula varios malos datos económicos a raíz de la pandemia y la caída de viajeros. Así lo ha explicado el concejal de Hacienda, Borja Sanjuán, y el vicealcalde y concejal de Ecología Urbana, Sergi Campillo, en la rueda de prensa tras la Junta de Gobierno Local en la que se ha aprobado el superávit de 28 millones y un remanente de tesorería para gastos generales de 54,9 millones de euros.

“Estas cifras contrastan con otros municipios con las mismas condiciones legales que nosotros como Madrid que ha presentado unas cuentas con 350 millones de déficit. Somos el Ayuntamiento con menos deuda por habitante: 307,7, frente a los 599,9 de Madrid” ha defendido el dirigente socialista.

De hecho, de los recursos del superávit presupuestario, se destinarán unos 30 millones para una “operación acordeón” y ampliar el capital de la EMT y restablecer patrimonio neto de la compañía que permitirá que vuelva a términos positivos. Esto conseguirá, según ha explicado Sanjuán, reequilibrar la deuda de la entidad que ya roza los 120 millones de euros y que “no entre en causa de disolución”.

Del mismo modo, se inyectarán otros 9,2 millones de euros de remanentes de tesorería que se destinarán a financiar la gratuidad del transporte municipal para los menores de 30 años y a compensar la pérdida de ingresos al aplicar también la reducción del 20% para que los abonos cuesten la mitad de precio.

No obstante, el titular de Hacienda ha afirmado que hay “condicionantes” a esta “operación de acordeón” y ha recordado que “debe haber un plan de amortizaciones aprobado por parte de la EMT, que se tiene que comprometer a seguirlo, y que no puede incurrir en una nueva deuda sin estar autorizado previamente por el Ayuntamiento”. “Aportamos capital a cambio de ese plan de amortización”.

“No hay intervención a la EMT

Al respecto, Campillo ha defendido el área que dirige su compañero de filas, Giuseppe Grezzi, y ha asegurado que “no hay intervención a la EMT, sino que se ayuda a la empresa a amortizar deuda” y que “siempre se garantizará su viabilidad pública” porque “hay que huir de las visiones puramente mercantilista del sector público“. “La situación de la EMT de València es exactamente igual que el resto de empresas públicas de transporte del Estado que a raíz del covid sufrieron una fuertísima caída de pasajeros y entraron en déficit estructural” ha señalado el vicealcalde, que también ha precisado que esta deuda se debe al haber aumentado la flota de autobuses.

“Hay que inyectar dinero para mantener el servicio y este gobierno es responsable y quiere mantener la calidad de servicio de transporte público. No vamos a disolver la empresa, vamos a sostenerla y vamos a seguir garantizando un servicio de movilidad eficiente para nuestra ciudad” ha indicado.

El vicealcalde, Sergi Campillo, y el concejal de Hacienda, Borja Sanjuán, en rueda de prensa | Ayuntamiento de VLC

Un remanente de 14,7 millones

Además, el resto de los recursos del superávit presupuestario se distribuirán en 10,9 millones para financiar modificaciones de crédito que atienden anualidades de proyectos aprobados por el vecindario a través del proceso participativo DecidimVLC, y otros 6,5 millones de euros a una reserva para futuras amortizaciones, con el objetivo de que el Ayuntamiento “no incurra en inestabilidad de crédito”. También se incorporarán 5,5 millones a remanentes de proyectos de inversión cofinanciados con recursos afectados de ejercicios pasados, por ejemplo, proyectos cofinanciados por la Unión Europea. 

Mientras que los 54,9 millones de remanentes de tesorería: 24 serán para la cuarta incorporación de remanentes de créditos para proyectos ya previstos con aportación 100 % municipal; 5 millones de euros, para complementar el capítulo I del presupuesto para hacer frente a nuevas necesidades de personal; y los 9,2 millones de euros para la EMT, ya mencionados.

Así pues, de los 82 millones de euros de superávit y remanentes de tesorería, quedará un restante de 14,7 millones de euros, que, “por tercer año consecutivo”, se utilizarán para nuevas necesidades, ayudas e inversiones, que se aprobarán en las próximas semanas, en vez de para amortizar deuda, según ha explicado Sanjuán.

Esto ha permitido, ha asegurado el edil, aprobar la cuarta y la quinta incorporación de remanentes: 36,5 millones de euros que se asignarán a las inversiones municipales, con lo que el presupuesto del año 2023 para inversiones, “por segundo año consecutivo y por segundo año en la historia”, supera los 300 millones de euros.

Últimas noticias

Contenido relacionado